Compartir:
Facebook
Twitter
15-12-2016
bikecracia

Renovarse o lamentarse. La opinión de Miquel López-Egea

Foto: 7mesh.

Foto: 7mesh.

Venimos de una época muy buena y de crecimiento en el mundo del ciclismo, pero ahora se está viendo que, tarde o temprano, todo va a cambiar. El sector está alerta, cauteloso, esperando y aplicando cambios: se está reajustando.

Es verdad que, día tras día, están aumentando los usuarios de la bicicleta y los practicantes de este deporte, pero no hay la demanda suficiente en relación a todo lo que se ofrece, tanto en bicicletas como en complementos y accesorios. Hay que cambiar la manera de vender y hay que ponerle más empeño. Esto es para todos.

Las marcas se han dado cuenta que están presionando demasiado a las tiendas con tanto producto y tantas políticas que perjudican a los puntos de venta. Ya saben a qué me refiero: programaciones, stocks, exclusividades, ofertas… La lista es muy larga.

Por este motivo las marcas ahora tienen la misión de, además de vender su producto, vender su filosofía, sus buenas prácticas y ofrecer un mejor servicio. Se tendrá que informar de manera impecable al cliente y ser más ágil en la práctica. Todo esto supondrá una nueva oportunidad para el sector y pondrá a todos en su sitio.

Haciendo hincapié en el sector de los complementos cabe decir que también toca reinventarse. Todas las marcas de bicicletas disponen de excelentes gamas en todo. En consecuencia las marcas de complementos deben innovar, crear, inventar y hacer maravillas. Hay que obtener productos con mejores prestaciones, con mejores materiales y mejores diseños. Mejorar la calidad no implica disparar el precio.

Destacar entre estos cambios el papel de las ferias a nivel mundial como Eurobike o Taipei Cycle: vistos los resultados de las últimas ediciones han decidido adaptarse a los nuevos tiempos y hacer cambios en formato y fechas. En 2018, la primera se celebrará en julio y la segunda a finales de octubre.

Para todo ello se necesita calma, no hace falta hacer mucho de todo, porque no hay que olvidar que es más importante la calidad que la cantidad. Innovar es destacar, esta debe ser la premisa y siempre con cabeza y seriedad. 2017 no será como años anteriores, pero tampoco será malo; simplemente será diferente. No hay que temer al futuro, solo hay que adaptarse, tanto marcas de bicicletas como de complementos.

Miquel López-Egea
Redactor Jefe
 

Para escribir un comentario debes ser usuario registrado. Inicia Sesión con tu usuario y contraseña o Regístrate.
Compartir:
Facebook
Twitter
Más información