• race y events
  • 13 de Jul, 2018

Récord de participación en la Buff 4 Cims

La tercera edición de la marcha cicloturista Buff 4 Cims consagró, en la localidad catalana de Bagà, más de 1.500 participantes en una jornada de intenso ciclismo de carretera. La prueba recibió el reconocimiento de cientos de aficionados a la bicicleta de todos los niveles, géneros y procedencias, que pudieron ver cómo la Buff 4 Cims es fiel a la filosofía que la vio nacer, apostando por valores como la superación, la naturaleza, la deportividad y una concepción del cicloturismo basado en la sostenibilidad y alejado de la competitividad.

Ciclistas de primer nivel no se perdieron la cita, como el campeón del Mundo de MTB Jose Antonio Hermida o los miembros del Buff Scott MTB Team Francesc Guerra y Enrique Morcillo. Todos ellos compartieron salida con los miles de ciclistas de todos los niveles y condiciones. En la edición de este año, la organización ofreció un total de tres opciones de recorrido: el 4 Cims, el 3 Cims i el 2 Cims. El más exigente, el 4 Cims, tenía una distancia de 142 kilómetros y un desnivel acumulado de más de 3.350 metros, pasando por el Coll de la Creueta, Gombrén, Castellar de n’Hug y el Coll de Pal. La 3 Cims, trazado que se estrenaba este año, tenía 122 km y superaba los 2.000 m de desnivel, con el mismo recorrido que la marcha larga pero suprimiendo el puerto final de Coll de Pal. Finalmente, la 2 Cims era la versión más corta, con 110 km y 1.800 m de desnivel, subiendo el Coll de la Creueta y el Coll de Merolla.

Ya sea para esquivar la amenaza de lluvia que la previsión meteorológica auguraba o motivados por la espectacularidad de los puertos de la prueba, este año se rodó a un ritmo vertiginoso, coronando la Creueta en menos de una hora. Los ciclistas del Buff Scott MTB Team Francesc Guerra y Enrique Morcillo fueron los que antes completaron el recorrido con un tiempo de 4 horas y 42 minutos, seguidos a tan sólo 3 minutos por el joven corredor del Olympia Factory, Jordi Espinar. La campeona de Cataluña de ruta, Júlia Casas, con un tiempo de 5 horas y 22 minutos fue la primera participante femenina en alcanzar la meta de Coll de Pal, situada a 2.070 m de altitud. El medallista olímpico Hermida, que iba a completar la 4 Cims, se quedó a 8 km de terminar la prueba, fruto de la exigencia y el cansancio acumulado.

La marcha contó con el apoyo de la marca de accesorios de cuello y cabeza Buff como sponsor principal, y del Ayuntamiento de Bagà, así como una serie de marcas del más alto nivel, como Etixx, Compressport, Speedsix, Fruits Dador, Terra Bike Tours, Yourepics, Nutritape, Pinyi Bicis y Dr. Stevi.

Si quieres compartir...   

Para escribir un comentario debes ser usuario registrado. Inicia Sesión con tu usuario y contraseña o Regístrate.