• accesorios
  • 04 de Mar, 2019

Shimano da las gracias al buen clima y a las bicicletas eléctricas

La marca de componentes y accesorios de bicicleta Shimano cerró el 2018 con un balance financiero muy positivo, especialmente gracias a la venta en Europa de componentes para bicicletas eléctricas. A raíz de un clima estable desde verano hasta final de año, en este período se mantuvo un buen ritmo de venta de componentes y el stock de las tiendas se vio reducido considerablemente. En total, la compañía nipona facturó cerca de 2.800 millones de euros. En el sector del Bike, Shimano facturó casi 2.200 millones de euros, un aumento del 2,6% respecto a 2017.

Un clima agradable sin grandes episodios de lluvia y frío hizo de revulsivo de las ventas en Europa, que a principios de año se vieron estancadas debido a varios fines de semana consecutivos de lluvia y mal tiempo. En otras zonas geográficas, como en Norte América y China, las ventas estuvieron por debajo de la media. En los mercados emergentes, en Indonesia empiezan a ver signos de una recuperación hacia un buen ritmo de ventas, mientras que en Sud América, malos resultados en Brasil y estancamiento en Argentina. Finalmente, en Japón, un clima también más estable con respecto a campañas anteriores ha provocado un incremento de las ventas de componentes de bicicletas eléctricas y, en particular, la nueva gama del grupo Shimano 105.

Para 2019, la firma japonesa espera incrementar las ventas casi un 5%, aunque también han mostrado prudencia debido a la actual situación de varios mercados europeos, como la incerteza del Brexit o el incremento de la inestabilidad fiscal en Italia. También se establecen buenas previsiones para los Estados Unidos, donde se esperan un mayor nivel de compras, y en Japón, donde unos buenos niveles de ocupación y empleo se prevé que se traduzcan en un buen ritmo de ventas.

Si quieres compartir...   

Para escribir un comentario debes ser usuario registrado. Inicia Sesión con tu usuario y contraseña o Suscríbete.