• accesorios
  • 02 de Oct, 2020

Confort y seguridad asegurados con la silla de Thule

Para desplazamientos familiares, una buena silla acoplada es difícil de encontrar. Cuesta dar con una que garantize la seguridad de aquellos que más la necesitan. Thule ha creado una silla para niños y niñas de 9 meses a 6 años.

La silla se puede montar y desmontar en cuestión de segundos gracias a la abrazadera de apertura rápida universal, que se ajusta a la mayoría de los cuadros de bicicleta (cuadros redondos de 27,2 a 40 mm de diámetro y cuadros ovalados de un máximo de 40 x 55 mm). 

A ambos lados, hay las alas de protección integradas, que protegen las manos del niño/a cuando se inclina la bicicleta contra una pared, además, es sencillo y rápido asegurar al pequeño/a con una hebilla de seguridad con botones de gran tamaño. Los arnés son ajustables por 3 puntos. Con el sistema de suspensión DualBeam que absorbe los impactos de la calzada, el niño/a disfruta de un paseo cómodo y sin sacudidas.

Entre otras características, también deberíamos destacar que la silla tiene mayor visibilidad gracias al punto para conectar una luz de seguridad y tiene un reflector integrado. Asegura una adaptación perfecta a medida que el niño crece gracias a los reposapiés y las correas para los pies ajustables con una sola mano.

El acolchado es desmontable y repelente al agua que puede lavarse a máquina y es reversible; dos opciones de color. Cómodo para siestas sobre la marcha con cinco opciones de inclinación diferentes (hasta 20º), que se ajustan con una sola mano. Las sillas han sido diseñadas y probadas para niños de 9 meses a 6 años, con peso máximo de 22 kg.

Si quieres compartir...